06 mayo 2009

El pecado de los dioses.-

Los recursos a la hora de escribir sobre Hitler y el III Reich son inagotables.

Las estanterías de las librerías siempre disponen de abundantes libros sobre ese periodo porque son ventas seguras...

Así que de vez en cuando hay que surtir al mercado con nuevos "inventos".

"El pecado de los dioses" de Fabrice D`Almeida es un producto de esta exigencia, más que de una labor histórica de necesidad.

El autor ha querido escribir un libro sobre la alta sociedad y el nazismo... pero se ha quedado en el intento... no sólo no desvela nada nuevo, sino que vuelve a caer en la zafiedad y el malgusto.

Es decir... lo que prima es la mentira.

La traducción es sencillamente un desastre... existen fechas mal puestas (por ejemplo, pone que Hitler subió al poder el 30 de Junio o que Baldur von Schirach fue "gobernador de Austria").

Este hombre parece no comprender en absoluto de historia, (ya cualquiera puede escribir un libro...), llega hasta a afirmar que "le resulta difícil situarse en la forma de pensar de aquella época tan extraña... vamos... una declaración de principios que deja su trabajo a la altura del betún.

El autor opina que existió una alta sociedad nazi y confunde o quiere confundir a los altos dignatarios nazis con nuevas élites que deseaban a toda costa ser millonarios.

Lo único que hace D´Almeida es describir las bodas de jerarcas del nazismo como Goebbels o Göring... si cualquier boca en el mundo acostumbra a ser pomposa (sino que le pregunten a los gitanos)... porqué iba a ser menos la de un miembro del partido nacionalsocialista??

Ciertamente existió una relación entre la alta sociedad y Hitler.

Al comienzo de la fundación del Partido Nacionalsocialista... Hitler fue ayudado por muchas damas de la aristocracia que le financiaron abundantemente.

Conocida es la atracción que sentían las damas hacia Hitler... y mucha aristocráticas no fueron menos.

Curiosamente el autor... apenas habla de esta realidad... se limita a decir que fue una dama quién le regaló a Hitler su primera fusta.

Después dice que por aquella época, (principios de los años 20)... Hitler ya sentía "una verdadera atracción por el lujo y el esplendor"... esto es sencillamente mentira.

Si algo demostró Hitler durante toda su vida es que podía vivir modestamente y con mucha austeridad... no solo lo dijo, sino que era ciertamente constatable.

Cualquier intento de querer demostrar que Hitler quiso enriquecerse con el poder es falso... basta con estudiar un poquito a Hitler para comprobarlo.

Pero este hombre en su libro, va aún más lejos y dice que la subida al poder de Hitler "es el resultado de su antigua relación con la alta sociedad alemana".

Lo cierto es que Hitler se sirvió de toda clase de ayuda para su subida al poder... no veo por qué haya que recriminarle eso cuando es perfectamente comprensible.. no es algo hitleriano... es algo común en la política.

El mecenazgo que Hitler ejercía sobre muchos artistas... el autor del libro lo enfoca como que Hitler quería aprovecharse de ellos.

Habla de los beneficios fiscales que Hitler les concedió... pero... acaso los artistas no han estado vinculados con todos los regímenes conocidos?? (Y si no que le pregunten a la SGAE)

Por qué no se critica la relación que tienen los actuales gobiernos con los artistas?? Las increíbles subvenciones que van a parar a los museos... entre otras cosas...

Criticar a Hitler por ello es... sencillamente... hipócrita.

El pobre autor ya... no teniendo a que más agarrarse dice que Hitler agasajaba con grandes fortunas a sus secretarias... cuando se limitaba a hacerles simples regalos como tazas de café.

También le parece escandaloso al escribiente del libro que los ayudantes de Hitler dispongan de poderes especiales como... coches, chóferes, escolta... o el derecho a portar armas.

Por lo visto este hombre no vive en la VS... debe ignorar la cantidad de funcionarios que tenemos y que tan caros salen a nuestras democracias... pero claro... si lo hizo Hitler es un escándalo... si lo hacemos nosotros... es algo normal.

También el hecho de que a los líderes nazis les gustara la buena mesa, parece molestar al autor... cuando hoy día... todos los gobiernos gastan fortunas en comidas... todas las administraciones muchos dineros en gastos de representación... pero... si esto se hizo durante el gobierno de Hitler entonces ya... es algo denunciable.

La paranoia del autor, llega a tal extremo que le resulta un escándalo que las secretarias de Hitler fueran al teatro o a la ópera... acaso no vemos en nuestras ciudades como nuestros ayuntamientos tienen reservados lugares en todos los teatros... ay!! Tanta crítica llega a resultar ridícula...

También se queja o mejor... también pretende convencer al personal que lea su libro que Hitler despilfarraba, porque "tiene un servicio digno de la realeza"... y para demostrarlo dice que solamente en Obsersalzberg tiene 16 mujeres y 1 hombre que ejercen de empleados de cocina y doncellas... me gustaría a mi ver cuantos criados tiene cualquier rey o presidente de gobierno de cualquier país...

Le resulta igualmente raro que algunos ayudantes de Hitler tengan permiso de armas... y llega a la increíble conclusión de que "para servir a Hitler... hay que estar dispuesto a matar y dejarse matar"... vamos... que el jefe máximo de un país lleve protección policial es raro... raro... que le pregunten al negro Obama cuando viajó a la capital de México que puso la ciudad hasta la bandera de policías armados...

Resumiendo... de lo que se trata aquí es de culpar a toda costa a Hitler de los males de la humanidad... intentando darle una nueva interpretación al nazismo y van...

Que Hitler hizo autopistas?? Según el tipo no era para que Alemania progresara... sino para que sus dirigentes surcaran el país en coche de manera cómoda y rápida.

Estas conclusiones es que son para reírse... no tienen ni pies ni cabeza.

Lo critica también por tener un apartamento en Munich y una casa en la montaña... cualquier jefe de una nación tiene el triple de propiedades.. sin embargo dice que era un "multimillonario".

También afirma que el plato favorito de Hitler era "la salchicha blanca de Baviera"... cuando cualquier colegial sabe que Hitler fue un estricto vegetariano... por lo menos desde 1.931.

En definitiva... este libro es un absurdo.

La conclusión que se saca siempre cuando se estudia sobre Hitler y el nazismo... es que todo lo que se critica de aquella sociedad, es perfectamente adaptable a cualquier sociedad... la única diferencia es que es más vendible un libro con una esvástica.

3 comentarios:

  1. Queremos un post dedicado a tu mayor fan nicole, queremos un post de...RODOLFO!!
    Rodolfo si me estas leyendo esto lo he plagiado de aqui.
    http://rodolfopajillero.com

    ResponderEliminar
  2. Jajajajajajaja el Reno Rodolfo se pasa la día viviendo en el blog!! Está obsesionado!!

    serpica32@hotmail.com es mi messenger... me agregas y te digo el secreto del éxito.

    ResponderEliminar
  3. Gran Post Plagiado.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...