24 octubre 2011

Se necesita francotirador.-

Para un barrio de Valencia:

La policía no hace nada, tiene que ser el propio ciudadano el que lo haga. Esta es la riqueza multicultural que defienden nuestros políticos.




Ya sabemos que contratar a una cuidadora extranjera puede salirle muy caro al empleador, especialmente si éste es anciano, ya que existen multitud de antecedentes en los que inmigrantes... en ocasiones con la participación de sus respectivas parejas, han dejado en pelota picada a los ingenuos vejetes a los que supuestamente tenían el cometido de cuidar.

Como el exótico matrimonio compuesto por una boliviana y un tunecino, que maniató, vejó y atracó a un septuagenario en Valencia. O la rumana que le limpió a una anciana 9.000€ en joyas, también en la capital del Turia. Y las también limpiadoras colombianas, que dejaron como una patena la joyería donde estaban empleadas, que no sólo de ancianos viven las chachas migrantes... o esta otra fámula uruguaya, su marido y un amigo, que maniataron, golpearon y robaron a la dueña de la casa donde esta trabajaba.

La ecuatoriana, a quien una confiada sexagenaria reveló el número pin de su cartilla para que se hiciese cargo de los reintegros, cobrándose la nada despreciable comisión de 20.000€ en los dos años que estuvo a su servicio. También ecuatorianos eran la empleada del hogar que le birló 85.000€ a un abuelo de Benicarló (Castellón) y su marido. Y unos 50.000€ consiguieron dos empleadas colombianas y sus respectivas parejas cometiendo pillajes en las casas en las que trabajaban.

Pero a veces a algunas de esas empleadas del servicio doméstico van más allá y, no contentas con desplumar a nuestros abueletes, los estrangulan cual gallina, como le acaba de suceder a un octogenario castellonense que quiso ahorrarse unos euros que ahora ya no necesitará empleando a una sirvienta dacia. Es lo que pasa por contratar a empleadas del servicio doméstico foráneas, sin referencias y sin escrúpulos. Pero no aprendemos.


¿Estás harto de tu anciano padre, de tu anciana madre o de ambos? Contrata una cuidadora rumana y asunto arreglado.


Aunque también las tienes ucrañañas, que viene a ser lo mismo.

2 comentarios:

  1. Prefiero esos extranjeros que los gitanos y los fachas como tu.
    Sin acritud.

    ResponderEliminar
  2. Lo sé, la única salida que tienes es: o ser uno de ellos o ser un perro-flauta, greñoso y piojoso, progre y apátrida, en definitiva, un desagradecido con tus ancestros.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...