01 febrero 2012

No hay 100 días de cortesía que valga, a la cabeza.-

Pensaba darle al Rajao los 100 días esos que dicen de cortesía, pero puesto que ellos sólo han tardado 15 días en subir los impuestos, no hay cortesía que valga. Los españoles que aún siguen con una enorme fe en la Democracia, fueron votando masivamente a los PPeros, como único remedio para quitarnos de encima al más intolerante, sectario, inútil, payaso y traidor de cuantos presidentes de gobierno ha padecido este país en los últimos 35 años, hablo de ZParo obviamente.

Tanto Rajoy como Zapatero son sólo productos de la plebe que los vota y son un reflejo por tanto, del nivel sociocultural de la sociedad española. Por eso han cambiado a un inútil por otro inútil.

Lo primero que llama la atención, es que al igual que en Grecia y en Italia, nuestro gobierno también tiene un delegado de la Banca Internacional (léase usura internacional), en este caso, tenemos aquí metido a un empleado de Lehman Brothers, que es Luis de Guindos, este es uno de los bancos responsables de la actual crisis financiera mundial.

La diferencia es que aquí ha sido escogido en votación, mientras que en Grecia e Italia, se han puesto por medio de dos golpes de estado, perpetrados ambos por el núcleo dirigente de la UE. Pero bueno, para el caso tanto monta, monta tanto... el ojo que "todo lo ve" ya tiene un hueco en el gobierno de España; esto ya nos va dando una idea de que presidente y que partido han votado los sufridos españoles y también porqué el PP tiene desde hace 3 años una sede abierta en Tel Aviv.

España va a seguir siendo sometida a los dictados de la Banca internacional y por lo tanto va a insistir una y otra vez en recortar al máximo los derechos laborales e ir liquidando la educación y la sanidad públicas. Y en ello está el Mariano.

Los 5.400.000 parados españoles han pasado a un segundo puesto en las preocupaciones de los PPeros.

Cual será la calidad del gobierno de Rajoy, que a día de hoy, 31 de Enero del 2012, aún no tiene ni calendario laboral, ni siquiera eso han sido capaces de hacer. Prefieren que el calendario lo negocien sindicatos (que no representan al trabajador) y una patronal (que tampoco representa a los verdaderos empresarios de este país). Para lo que no les ha faltado decisión ha sido para subir los impuestos rápidamente.

Siempre con la excusa de que les suben a los que más tienen, como hacía ZParo, eso es mentira... en este país, los ricos, los que son ricos de verdad, tienen su dinero en las SICAV, dónde apenas pagan impuestos. La gran mayoría de españoles, los que tienen la suerte de tener una nómina, no se escapan del expolio.

Tributamos tanto como los holandeses, dónde tienen un salario mínimo de 1.400 euros, mientras que en España es de 640 euros. A todo esto hay que sumar la subida de carburantes y la congelación del sueldo de los funcionarios, eso sí, también han recortado un 20% en la subvenciones a patronales, sindicatos y partidos... un 20% nada más cuando en Cataluña se están cerrando ambulatorios, líneas enteras de autobuses urbanos en Barcelona, colegios sin calefacción en el Levante, se echan a la calle a profesores en Madrid, se cobra a los gallegos por hacerse la tarjeta sanitaria, es una burla clara a la ciudadanía, pero es lo que habéis votado.

Por otra parte, no se ha visto tampoco ninguna actuación legal contra Bildu-ETA, lo que viene a darnos a entender que el gobierno de los peperos va a seguir la línea marcada por su antecesor, que consiste en ir cediendo terreno al nacionalismo vasco y a ETA, que es su brazo armado, olvidarse de la sangre de las víctimas y de sus familias.

Tampoco hemos visto que Mariano haya hecho nada contra la aberración del matrimonio mariconil, ni contra la Educación para la ciudadanía de los socialistos, ni contra la Ley de Memoria Histórica selectiva, ni contra el cierre el Valle de los Caídos, ni contra la Ley Sinde, no están haciendo nada. Es más... Mariano desaparece de la escena durante semanas enteras, mientras sus ministros se comportan como una jaula de grillos.

Muchos dicen que no han tenido tiempo, pero sí lo han tenido para sacarnos los dineros de los bolsillos a los trabajadores.

Cuando Franco murió, la Banca española, los grandes empresarios y la clase política naciente, empezaron a frotarse las manos ante el pastel que tenían delante. Durante 40 años, Franco había tenido bajo su vigilancia a todos ellos, sobre todo a la Banca, porque hubo un tiempo en que el Jefe del Estado imponía los tipos de interés a los bancos y de ahí no podían pasarse. Así hasta 1975, cuando Franco murió.

Durante ese tiempo estaba el Banco Hipotecario, que era el banco del Estado, este banco, se dedicaba exclusivamente a dar préstamos a muy bajo interés a los trabajadores españoles para que pudieran comprar una vivienda.

Esa Banca, esos grandes empresarios, esa clase política... se han estado dedicando durante los últimos 35 años a devorar todo lo construido por el pueblo español desde 1939 a 1975... nunca en toda la historia de la nación, se ha producido un expolio al pueblo español como desde que se inauguró la Monarquía Liberal Parlamentaria Española.

En 1975, España era socio preferente de la Comunidad Económica Europea; no nos hacía ninguna falta entrar de lleno en esa sociedad mercantil de buitres, ya sacábamos nuestra tajada sin necesidad de pringarnos con ellos, pero claro, había que ser modernos y europeizarse... como si ya no fuéramos europeos... un pueblo que había regado con su mejor sangre los campos de batalla de Europa.

Nada más entrar en Europa, lo primero que nos dijeron es que teníamos que liquidar nuestras minas, nuestros altos hornos, nuestra industria, nuestros astilleros, nuestra agricultura y nuestra flota pesquera... de todo esto ya se encargó el psoe durante sus mandatos entre 1982 y 1996; Aznar y el PP se encargaron del resto; liquidaron y mal vendieron industrias eléctricas, vendieron también las últimas empresas del estado: Iberia, Renfe... nos metieron en el euro, renunciando de este modo a cualquier pretensión de que España fuera dueña de sus finanzas y nos endosaron en sólo 8 años a 4 millones de inmigrantes de muy baja cualificación.

La mayoría de ellos fueron incluso legalizados por aportar un simple bono de transporte y todo ello con el fin de traer mano barata a España, bajar el sueldo a los españoles, sobre todo en la hostelería y la construcción y hacerle la rosca así a una Banca que daba créditos por doquier para comprar casas, coches y vacaciones.

No hay que olvidar que la inmigración en toda Europa es una gran labor de ingeniería social para suprimir la población autóctona y cambiarla por una raza mestiza y dócil al gobierno mundial.

Justo por ahí... por ese camino andado desde 1975 hasta el 2012 actual, es como hemos llegado al día de hoy.

España ya no tiene tejido productivo como para dar trabajo a 5.400.000 parados. Esa es nuestra realidad y se la debemos al PPSOE. El partido de la Banca, el partido de la usura internacional y el partido antiespañol por antonomasia.

Partido que le dice a nuestros jóvenes más brillantes y preparados que abandonen su país, mientras mantiene las puertas abiertas y las ayudas a la inmigración de baja cualificación... esa inmigración que ya pesa como una gran losa sobre la economía española, que es un lastre para su recuperación y que lleva camino de quebrar la Sanidad Pública. 

Tenemos entre legales e ilegales a unos 7 millones de inmigrantes en España. De ellos... 2 millones están sin trabajo y viven o bien del desempleo o bien de las ayudas sociales. Ayudas sociales que pagan los españoles, pero que casi siempre se le niegan a los autóctonos sólo por el mero hecho de serlo. Por eso... el pasado año se produjeron más de 35.000 deshaucios en España, la mayor parte de familias españolas, ante la pasividad y desinterés de las administraciones públicas. 

Los progres y la izquierda de cochambre siguen promoviendo la multiculturalidad, el internacionalismo y el genocidio blanco. Justamente como también los promueve un despojo humano llamado David Rockefeller.

Y que solución puede tener todo esto?? Sólo queda una salida, luchar... o los patriotas logran convencer al resto de españoles de que están llevando su país al abismo si siguen apoyando a la actual clase política corrupta española que hoy encabeza el PP, pero que mañana lo hará el PSOE... o todos nosotros nos iremos al infierno con España.

Quién no lucha no perece y cada día que pasa está más claro que la lucha que se avecina no va a ser yendo a la plaza de El Sol a pintarse la cara, ni haciendo el payaso delante de las cámaras. La lucha de la que hablo consiste en recuperar nuestro Estado, reconstruir el país y quitárselo de las manos a la oligarquía española e internacional... esa oligarquía es la misma que ha masacrado al pueblo libio y ahora se dispone a hacer lo mismo contra el pueblo iraní.

1 comentario:

  1. A mi me parece vergongoso. Tenemos una clase politica que es un desastre. Pablo

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...