13 marzo 2015

Moros yihadistas destruyendo arqueología de hace 1.250 años antes de Cristo.-






Los moros yihadistas, han destrozado el sitio arqueológico asirio de Nimrud, (en Irak), según ha contado el ministerio iraquí de turismo y antigüedades.

Se trataba de una ciudad arqueológica del siglo XIII antes de Cristo.

El gobierno iraquí ha solicitado a la ONU, que celebre una reunión urgente para aplicar sus deciciones respecto a Irak.

Sí... van a poner al zorro a guardar gallinas.

Veamos, lo primero que hizo el ejército americano cuando la guerra de Irak, fue ir al museo principal de Bagdad y arrasarlo, destruir todas las estatuas con cráneos de anunnakis y todo lo que pudiera servir como prueba de que los anunnakis estuvieron entre nosotros en aquellas lejanas épocas (y muy posiblemente aún sigan entre nosotros).

Que curioso, que ahora mandan los americanos-judíos a los moros locos a que destruyan una ciudad arqueológica con más años que Matusalén.

De lo que se puede deducir... si el ejército americano destruyó el museo de Bagdad y los moros yihadistas destruyen ciudades milenarias en Irak... es que ambos tienen los mismos intereses y la misma finalidad.

No me creo que gente de un país quiera destruir su pasado, sus estatuas y su historia... no cuadra.

Pero seguro que todo no lo rompen, saquearán y venderán muchas de las piezas arqueológicas que se encuentren, ya se sabe lo que a los moros les gusta el negocio y el regateo.

La Unesco habla de crimen de guerra, pero sólo eso... habla...

El legado cultural de Irak está en juego... Irak, que junto con Sumeria, era el territorio favorito anunnakis, mira tú que casualidad.

1.250 años antes del nacimiento de Cristo, se construyó Nimrud, junto al Tigris, a unos 30 kilómetros de Mosul. Pasados 4 siglos tras su construcción se convirtió en la capital del Imperio asirio, que en su día fue el más poderoso del mundo, el cual se extendía por los actuales Egipto, Irán y Turquía.

Muchos de sus monumentos fueron trasladados por los arqueólogos a algunos de los museos más relevantes del mundo, como el British Museum, donde se encuentran sus toros alados. Cientos de piezas de oro y piedras preciosas procedentes de sus excavaciones se encontraban en Bagdad.

Uno de los moros destructores justificaba su vandalismo asegurando que los pueblos de la antigüedad adoraban a ídolos en vez de a Alá y que el mismo Mahoma (ya sabéis el pederasta que se casó con una niña de 6 años), destruyó con sus propias manos figuras de ídolos religiosos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...