11 octubre 2015

Créditos con ASNEF

Este hombre se interesó por ellos hace un par de décadas por tener una serie de características que lo encandilaron, son créditos que apoyan a las familias y a los emprendedores en función de la idea que tengan de negocio y no utilizan las garantías tradicionales, se utilizan para ayudar a los que más lo necesitan y conllevan un componente social, ya que hace también factible que unos colaboren con otros.

Antes de aterrizar en el mundo de los préstamos rápidos y mucho antes de llegar a Silicon Valley, Jean Claude Rodríguez, que así se llama el barcelonés, aprendió en su época de Universidad a pasar hambre y lo hizo viajando por Europa con lo justo y trabajando para vivir, vamos un perro-flauta con aspiraciones.

Trabajaba haciendo fotocopias en un banco (cuando el banco se enterara del capital humano que tenía y que no supo valorar...), vendía periódicos en un semáforo y descubrió que tampoco necesitaba tanto para vivir.

En aquella época en la que empatizaba con la gente que le rodeaba, la que le llevó a hacer de los microcréditos, no ya una parte de su trabajo, si no que lo convirtió en una filosofía de vida.

Un barcelonés instalado en San Francisco está considerado como uno de los emprendedores sociales con más impacto, su último proyecto, podría romper los esquemas sociales.

Y todo gracias a los minicréditos online, muchos de ellos admiten a clientes que estén en listas de morosos, son los llamados créditos con ASNEF.

El hombre ve en este modelo, el mismo que estudió en varias comunidades indígenas de Guatemala, (dije ya que era un perro flauta??), voy a ver una foto del payo en San Google, (me sale Van Damme, está claro que este no es).

Hace falta que entendamos que la cultura de los créditos no está sólo en los bancos, dice el hombre.

Por eso ha creado Puddle, (por eso y para ganar dineros), que es una plataforma que permite acceder a créditos a cualquier persona basándose en su círculo de confianza, o sea, cuanto mayor sea su red, a más dinero podrá tener acceso.

Él mismo se sirvió de los microcréditos para llegar a San Francisco e instalarse allí con su familia hace un par de años.

Su secreto ha sido perder el miedo a hacer cosas y lanzarse mientras va disfrutando con ilusión de los cambios que se viven en el mundo y del poder que se le está dando a la ciudadanía, él aconseja que se hagan las cosas sin pensarlas mucho ni planificarlas tanto.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...